Reconocimiento para Argentina: fue ascendida a la categoría Tier 1, la más alta entre los países que luchan contra la trata de personas

El gobierno de Estados Unidos elevó a la Argentina a la categoría Tier 1, la máxima entre los países que llevan adelante políticas de Estado contra la trata de personas, al reconocer los “avances centrales” que mostró el país en los últimos tiempos.

La calificación forma parte del reporte anual elaborado por Oficina para Monitorear y Combatir la Trata de Personas del gobierno estadounidense, que menciona -entre los logros más destacados- “la persecución y sanción de funcionarios, identificación y asistencia de víctimas, aumento de los procesamientos, capacitaciones a funcionarios gubernamentales y miembros de la sociedad civil y la mejora de la recolección de datos”.

Por esa razón, la Argentina fue elevada a la categoría Tier 1, la escala más alta de la evaluación, que abarca a aquellas naciones que “cumplen plenamente con los estándares mínimos para la erradicación de la trata de personas”. De esta manera, se ubica junto a Chile y Colombia, los restantes países latinoamericanos con esa calificación.

Desde 2011 el país estaba calificado con la categoría Tier 2, en la que figuran los países cuyas acciones en esta materia son insuficientes.

Informe: 2018 Trafficking in Persons Report (en inglés)

El reporte elaborado por Washington analiza la situación actual de la lucha contra la trata de personas con foco en tres ejes: prevención, protección y persecución. En cada uno de ellos realiza un diagnóstico con los aciertos logrados y con recomendaciones específicas para continuar con la lucha contra la trata y explotación de personas.

Entre las sugerencias planteadas, se destaca la necesidad de fortalecer los esfuerzos para condenar y castigar a los tratantes con sentencias disuasivas, potenciar la asistencia integral para las víctimas en el mediano/largo plazo y asimismo, realizar algunas revisiones a la ley de trata sancionada en 2012.

En tanto, Brasil, Paraguay, Uruguay, Perú, Ecuador y México se mantienen en la categoría Tier 2, mientras que Venezuela y Bolivia están dentro de la categoría Tier 3, la última de la escala.