AMIA: en marzo comienza el nuevo juicio oral contra a Telleldín

El Tribunal Oral federal 3 (TOF 3) fijó fecha para un nuevo Juicio a Carlos Telleldín, el dueño de la concesionaria que vendió la traffic utilizada como cochebomba en el atentado terrorista a la AMIA del 18 de julio de 1994. El comienzo de este juicio, que será el segundo para Telleldín fue fijado para el 6 de marzo de 2019. Y será de vital importancia para reactivar la investigación sobre la conexión local sobre el atentado.

En el momento del atentado Telleldín se dedicaba a reducir autos robados. Fue absuelto, junto con todos los acusados de la llamada “conexión local”, por Tribunal Oral Federal 3 en el juicio que culminó en 2003  en una polémica decisión, pero la Corte Suprema de Justicia de la Nación revocó esa absolución el 27 de mayo de 2009 y deberá enfrentar un nuevo juicio. La Corte estableció que la investigación del ex juez Juan José Galeano estaba contaminada desde el pago de 400 mil dólares de la SIDE a Telleldín en 1994 para adelante, pero no hacia atrás.  Antes del 2003, Telleldín había afirmado que entregó la Trafic a policías bonaerenses pero después se desdijo.

Consultado por Clarín el presidente de la AMIA, Agustín Zbar, celebró la decisión. La AMIA batalló todo este tiempo e instó a la Justicia a que se pusiera fecha para el comienzo del nuevo juicio a Telleldín, que estaba pendiente de inicio desde que la Corte Suprema ordenó volver a juzgarlo en un fallo del año 2009.

En el fallo de mayo de 2009, la Corte anuló en parte la sentencia del TOF 3 de entonces, que había anulado toda la causa. Dijo la Corte, en apretada síntesis, que era incorrecto anular toda la causa y toda la investigación que habían hecho el ex juez Juan José Galeano y los fiscales, a punto tal que debían ser juzgados nuevamente tanto Telleldín, como partícipe por el atentado, como los ex policías, por los delitos que en forma conexa a la investigación por el atentado habían sido descubiertos.

Mientras tanto, en el juicio oral por el supuesto encubrimiento de la pista siria en el atentado, la querella AMIA y DAIA había pedido hace semanas atrás condenas de 4 años de prisión para el ex presidente y senador Carlos Menem y de 3 para el ex titular de la SIDE Hugo Anzorreguy y el ex juez federal Juan José Galeano.

En el alegato final del juicio en manos del Tribunal Oral Federal 2 por delitos en la investigación del atentado a la sede de la mutual judía,pidió además 8 años de inhabilitación a Menem para el ejercicio de cargos públicos como “instigador” de los delitos de “encubrimiento”, “abuso de autoridad” y “violación de deberes”.

Para el ex juez del caso Galeano, la querella de las asociaciones judías reclamó además 6 de inhabilitación a Galeano para ejercer cargos públicos por “encubrimiento, favorecimiento personal, abuso de autoridad y violación de medios de prueba”.

En cuanto Anzorreguy, requirió también 6 años de inhabilitación para ejercer cargos públicos como partícipe necesario de encubrimiento, abuso de autoridad y falsedad ideológica.

Asimismo, reclamó 3 años de cárcel para el ex policía federal Jorge Palacios, ex titular de la Unidad de Investigaciones Antiterroristas de esa fuerza, como partícipe necesario de “encubrimiento por favorecimiento personal” y “abuso de autoridad”.

La querella de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) y de Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA) no acusó por el delito de “peculado” a raíz del pago de 400.000 dólares efectuado por la SIDE a Carlos Telleldín, cuando estaba detenido por el atentado del 18 de julio de 1994.

También pidieron 3 años de prisión para el ex agente de la SIDE Juan Carlos Anchezar y el ex comisario de la Federal Carlos Castañeda.

Las acusaciones fueron por otros hechos juzgados en el juicio oral, el supuesto desvío de la investigación en la llamada “pista siria” y la destrucción de elementos de prueba.

Por ello la querella de la AMIA y la DAIA no acusó a los también juzgados ex fiscales del caso Eamon Mullen y José Barbaccia, al ex titular de la DAIA Rubén Beraja, al abogado Victor Stinfale, a Telleldín y su ex mujer Ana Boragni y al ex agente de la SIDE Patricio Finnen.

Pidió que “el Tribunal falle conforme a las pruebas que han sido presentadas, que no dude en dictar condenas cuando las pruebas así lo exijan pero que tampoco dude en dictar absoluciones para aquellos casos en los que el principio de inocencia no ha sido derribado”.

Remarcó que está pendiente de inicio el nuevo juicio a Carlos Telleldín por el atentado a la AMIA, luego de que la Corte Suprema ordenara volver a juzgarlo en un fallo firmado de 2009.

“En la causa AMIA principal sigue reinando la impunidad”, concluyó la querella.