Cadena perpetua a 84 acusados por el golpe fallido en Turquía

Policías y soldados detenidos por apoyar el golpe de Estado en Turquía son conducidos a un tribunal de Estambul. /EFE

La Justicia turca condenó este jueves a 84 acusados a cadena perpetua en una causa abierta por la muerte de 34 personas en el fallido golpe militar en Turquía de julio de 2016. 

El caso se centra en la muerte de 34 personas en uno de los tres puentes que cruza el estrecho del Bósforo durante la noche del 15 de julio de 2016, día de la asonada militar. Ese lugar había sido bloqueado por los golpistas. Posteriormente fue rebautizado como el “Puente de los Mártires del 15 de julio” en recuerdo de los fallecidos. 

Durante el proceso, 72 personas fueron acusadas de “intentar derrocar la Constitución” en un juicio en el que se juzgaba a 143 militares, informó la agencia estatal de noticias Anadolu. Otras doce fueron condenadas por los asesinatos en el puente de Erol Olcok, un figura prominente en publicidad y gerente de campañas políticas, y de su hijo, Abdullah Tayyip Olcok, de 16 años. Los otros militares recibieron sentencias de entre 15 a 17 años.

Turquía acusa del golpe al clérigo islámico Fethullah Gülen, un ex aliado del presidente Recep Tayyip Erdogan que vive autoexiliado en Estados Unidos. El gobierno turco ha calificado al grupo detrás del golpe como la “Organización de Terror Gulenista”.

Más de 250 personas fueron asesinadas durante el golpe en el que el ejército turco usó tanques, helicópteros y aviones de guerra, a la vez que bombardeó el Parlamento de Ankara. Turquía lleva además dos años en estado de emergencia, que fue decretado tras el golpe militar frustrado.

Estas sentencias recientes son parte de una serie de acciones contra los involucrados en el golpe. Más de 70.000 personas han sido arrestadas en conexión con esa asonada y más de 110.000 expulsadas de servicios públicos o del Ejército. Este jueves, cuatro ejecutivos de un gran holding turco fueron condenados por sus roles en el golpe y el gobierno de Ankara expidió 24 órdenes de arresto contrasospechosos de terror ligados a la llamada “Organización de Terror Gulenista”. El servicio secreto turco detuvo asimismo a dos presuntos “miembros de alto rango” de la organización del clérigo islámico en Azerbaiyán y Ucrania y los llevó de vuelta a Turquía, informó Anadolu.

Críticos de Erdogan acusan el presidente de haber usado su reacción al golpe fallido como manera de sofocar el disenso y la libertad de expresión. 

Fuente: DPA